Vivir un sueño...

Abrir los ojos y descubrir una realidad,
de anhelos inimaginables...
Superando expectativas,
superando la felicidad soñada,
superando la capacidad estimada de un corazón,
que siempre albergó esperanzas,
pese a su andar frágil,
pese a su dolor y pena,
convirtiendo unas lágrimas por otras,
porque de dicha también se llora...porque tanto amor,
se derrama por las puertas del alma...
Amo cada una de las "casualidades" que nos unió...

3 comentarios:

maria magdalena dijo...

Me alegro muchisimo que estes pasando por tan bello momento que Dios te bendiga y queesta felicidad sea para siempre. un beso

Jorge Martin dijo...

es increible cuando la felicicdad llena el corazon la cantidad de sensaciones que se tienen...nos leemos

media luna dijo...

¡Qué bellas lágrimas! Ojalá todas fueran así de dulces.
Un beso.